Cómo acabar con los olores en la cocina con un ozonizador

· Eliminar Malos Olores

El problema de los malos olores en casa, no debe basarse solo en colocar difusores de fragancia por todo el hogar, ni vaciar botes y botes de ambientadores químicos; sino que, si de verdad quieres acabar con los malos olores en casa, debes combatir contra ellos en los puntos críticos de tu hogar, como es la cocina y los baños, desde la limpieza e higienización natural. La idea es no tirar de soluciones tóxicas y optar por remedios naturales como, por ejemplo, la eliminación de olores con un ozonizador doméstico, pequeño a la vez que funcional y discreto, que nos permita disfrutar de una cocina donde apetezca estar, cocinar y comer, y sin que los habitantes de la casa tengan que tragarse humos y olores desagradables, que al final acaban pegándose a la ropa.

Los ozonizadores o generadores de ozono son unas máquinas magníficas y 100% eficaces que no solo logran eliminar olores indeseables, humos y bacterias del aire, sino que consiguen eliminar la causa patógena que los provoca, si es que la hubiera.

El efecto purificador del ozono es un modo natural y sencillo de atajar el inevitable olor que producimos cuando preparamos alimentos en la cocina o si fumamos en nuestro hogar, una solución perfecta, tanto si existe como si no una adecuada ventilación en este lugar de la casa o en cualquier otro, como los baños o los salones, donde pueden acumularse los olores. O, lo que es peor, desde donde pueden esparcirse los olores acumulados a la totalidad de la vivienda o del local (casos de bares, restaurantes, comedores públicos, etc.) donde deseemos una buena desinfección y eliminación de olores con ozono.
Por si lo desconoces, el ozono elimina por completo los olores sin enmascararlos y de forma completamente inocua. Lo hace descomponiendo por oxidación las sustancias que causan el mal olor, haciéndolas desaparecer.

A su vez, el proceso no sólo consigue la ausencia total de olores de tipo orgánico o inorgánico (concentraciones de humo, olores en la nevera…), sino que también acaba con mohos, hongos, virus y demás agentes patógenos.  De igual modo, el ozono refresca los ambientes, cargando de oxígeno las atmósferas cargadas por la afluencia de gente, como ocurre en restaurantes a determinadas horas punta.

El efecto desinfectador y bactericida del ozono no solo se utiliza en ambientes interiores, sino que es un perfecto aliado en la potabilización del agua, y en tratamientos de agua que ayudan a eliminar bacterias de los grifos de la red de agua.
En la cocina, además, mediante al ozonización del agua este gas puede ayudarnos a una preparación y a un consumo más saludable de los alimentos.
Existen unos equipos que se acoplan al grifo y desinfectan de forma natural los alimentos frescos, los juguetes infantiles, biberones, recipientes, vajillas, etc. Su uso es ideal para lavar y eliminar restos de pesticidas de frutas y verduras, por ejemplo, así como para pasar por el agua utensilios de cocina. En el caso de alimentos perecederos se ha probado su desinfección y la mejora de tiempos y del estado de conservación.
Y al contrario, a través del ozono la fruta puede acortar su tiempo de maduración y mejorar su almacenaje gracias a su poder bactericida y germicida. Igualmente, la industria utiliza equipos de ozonización del agua para la desinfección de la carne y del pescado como mejor alternativa que el tradicional y dañino cloro.

Mucho más sobre el mundo del ozono en www.cienciadelozono.es

1 comentario

Comments RSS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: